Cortes de pelos para caras redondas y gorditas - Lola Aranda
5864
post-template-default,single,single-post,postid-5864,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-14.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Cortes de pelos para caras redondas y gorditas

Si tu rostro es más bien redondeado y con mejillas rellenitas una mala elección del peinado puede hacer que tu cabeza parezca demasiado esférica. Si quieres evitar este efecto, vamos a hablar de varios cortes de pelos para caras redondas y gorditas.

En general los rostros redondos transmiten más ternura. La clave es disimular la extrema redondez sin perder las bonitas cualidades que tiene una cara redondita.

Cortes de pelos para caras redondas y gorditas

La norma general para disimular algún elemento de tu cara es acentuar otra cosa.

Una de las mejores maneras de hacer que tu cara parezca un poco menos redonda es enmarcarla en varias longitudes de capas de cabello. Utiliza capas cortas, medias y largas que den un efecto de textura. Además, este truco se puede usar sin problema tanto para cabellos lisos como rizados u ondulados.

En general el cabello liso no se combina muy bien con las caras redondas. La razón es que ese tipo de peinados llaman demasiado la atención sobre la curva de las mejillas. Trata de usar el cabello en ondas sueltas para dar más volumen a tu cabello y ayudar a adelgazar las mejillas al instante.

Si quieres alargar tu cara, ¿por qué no probar con un moño? La altura adicional que representa el moño va a cambiar por completo la forma de tu cara. Se puede decir que los moños están de moda.

El truco para hacer que el moño funcione en una cara redonda es dejar algunos mechones de pelo suelto para enmarcar la cara y suavizar las mejillas. Otra forma de alargar la cara es usar un medio recogido alzado hasta el cielo.

Para desviar la atención de la forma de tu cara puedes hacer un uso inteligente de los complementos. Solo elige algún accesorio que te guste y conseguirás que la atención de las miradas vayan allá donde tú quieras.

Por supuesto, no tienes que esconder tu cara si no quieres. Eso va en el gusto de cada uno. Si te atreves a sacar el máximo  provecho de tus curvas puedes optar por una cola de caballo. Las colas de caballo hacen que todo el pelo se eche hacía atrás y muestran tu rostro tal y como es. También destaca la curva del cuello y la forma de la barbilla.

Con estos cortes de pelo para caras redondas podrás sacarle todo el partido a tu rostro. ¿Conoces más trucos para disimular una cara regordeta? Compártelas en nuestros comentarios.

Virginia Carmona

Salón Lola Aranda

Conde Casal

No hay comentarios

Escribe un comentario

Mejoramos la experiencia de navegación y gestión del trafico utilizando cookies propias y de terceros. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener mas información en Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies